¿Qué es el zero waste?

Responder a esta pregunta es la base de todo y cualquiera que quiera empezar a vivir con menos residuos debe saber qué es el movimiento zero waste, o residuo cero, en español

¿Qué es el zero waste?
Reducir el packaging innecesario, un básico del zero waste

Empecemos por lo básico: ¿qué es un residuo?

Si bien existen varias definiciones, la que a mi más me gusta es la siguiente: residuo es todo aquello que no recibe un tratamiento adecuado para ser reciclado. En otras palabras, será residuo todo aquello que tiramos que acaba en un vertedero, en una incineradora, en el suelo o en nuestros mares y océanos. Una vida ‘’residuo cero’’ trata, pues, de eliminar de nuestras vidas todo aquello que no se acaba reciclando correctamente. Y aquí me gustaría poner énfasis en estas dos cursivas:

 

1. Eliminar: en mi opinión, y creo que compartimos esta opinión la mayoría de personas que empezamos en este movimiento, eliminar al 100% los residuos que producimos es muy (pero que muy) difícil. ¿Por qué? Por que vivimos en una sociedad donde reina la economía lineal: fabricamos con materia prima ‘nueva’, utilizamos el producto 1 vez y lo tiramos, para volver a repetir el ciclo again and again. Salir de este círculo vicioso es, como he dicho, muy difícil, porque ya no es un tema individual sino social. ¿Significa eso que debemos abandonar o ni siquiera intentarlo por ello? ¡Claro que no! Lo que sí que podemos hacer, individualmente, es empezar a reducir los residuos que generamos, con pequeñas acciones, para cada vez ir a más. Si bien alcanzar un ‘mundo sin residuos’ se presenta como una ardua tarea, vivir en un mundo con muchos menos residuos sí que es factible y posible.

 

Un mundo sin residuos se presenta como algo sumamente lejano. Lo que sí está a nuestro alcance es realizar pequeños gestos en nuestras acciones diarias que nos permitan reducir los desechos generados.

2. Reciclar: cierto es que cada vez más personas, empresas y demás reciclan; si estás en la consulta del médico, probablemente veas tres cubos donde antes había uno; al salir de la estación de trenes ya no tienes una única ‘basura’, sino que tienes varias de colores distintos. Esto está bien, no lo voy a negar. Pero el problema es que mucha gente piensa que con reciclar ya está todo solucionado. Pero reciclar no puede ser LA solución final y definitiva, por varios motivos:

  • No separamos bien los residuos, bien por desconocimiento, bien por pereza. Informarnos correctamente sobre cómo hay que separar los residuos sería un primerísimo paso, muy necesario, pero insuficiente. Si quieres, puedes dedicarle unos minutos a informarte sobre cómo reciclar correctamente aquí.

  • De todo lo que llevas a reciclar, únicamente se recicla un pequeño porcentaje: en concreto, en España solo se recicla el 29% de los residuos.

  • ¡NO podemos reciclar eternamente! Hay que atacar el problema de raíz, cambiar nuestros hábitos de consumo. Vivimos en una sociedad basada en la rapidez, en el ‘’usar y tirar’’ y en la impaciencia. Queremos las cosas ya, rápido y que no nos supongan gran esfuerzo. Esto está bien, hasta cierto punto. Nos facilita la vida (muchísimo) pero, ¿a qué precio? En este caso, a costa del medio ambiente. Pensar que reciclar es suficiente para solventar nuestro problema de producción excesiva y consumo ineficiente de todo (ropa, libros, comida, bebidas) es erróneo. Considerando el crecimiento previsto de la población mundial y la ya existente escasez de recursos, vemos que este modelo no es sostenible a largo plazo.

Dicho esto, volvamos a la pregunta del millón: ¿qué es el movimiento zero waste? Pues no es más que un movimiento cuyo objetivo principal es reducir los residuos que producimos en nuestro día a día; en el hogar, en el trabajo o dónde sea, para evitar que todos esos desechos (principalmente plásticos) acaben en vertederos o en nuestros mares y océanos. Podríamos decir que en Estados Unidos y Canadá este movimiento lleva más años estando de moda (aunque odio usar esta expresión en este contexto) y ya existen verdaderas gurús del zero-waste: Bea Johnson, Kathryn Kellogg o Lauren Singer son algunas de las más famosas representantes de este estilo de vida en la actualidad.

 
Zero waste shop
Residuo cero: de la economía lineal a la circular.

El residuo cero aboga por una economía circular, escapando de esa economía lineal en la que estamos sumidos; pasar del ‘‘producir, usar y tirar» a un modelo más sostenible, donde se busca producir de cero lo indispensable y reutilizar lo fabricado al máximo. Una manera de tratar de incorporar en nuestro día a día esta filosofía circular, es siguiendo la regla de las 5 Rs, elaborada por una de las pioneras de este movimiento, Bea Johnson (en orden de importancia):

  1. REFUSE: rechaza todo aquello que no necesitas.

  2. REDUCE: reduce todo lo innecesario. En otras palabras, ¡compra solo aquello que necesites realmente!

  3. REUSE: reutiliza lo que ya tengas. Arregla, repara, etc. como en los viejos tiempos.

  4. RECYCLE: reciclar, como ya he comentado, debería ser uno de nuestros últimos recursos, pero igualmente importante.

  5. ROT: en referencia a todo lo orgánico que puede descomponerse.

Las 5 Rs del zero waste: refuse, reduce, reuse, recycle y rot.

En resumen, y en mi opinión, zero waste o residuo cero es una manera llamativa de llamar a un movimiento o estilo de vida que trata de buscar la sostenibilidad en nuestro día a día, de ser más conscientes del impacto que tienen nuestras acciones y de darse cuenta de que la sociedad de ‘usar y tirar’ en la que cómodamente vivimos no es sostenible. Y si solo leer esta entrada ya te hace pensar, entonces ya estás un paso más cerca de querer adoptar prácticas residuo cero en tu vida. (spoiler: una vez empiezas, ¡siempre quieres ir a más!).

 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Cintia Guich Nonis .
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Webempresa Europa S.L.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.